La capital de la provincia de Darién, La Palma, tiene 2,650 kW de potencia instalada a través de cuatro (4) unidades generadoras.  Dichas unidades generadoras, de combustión interna a base de diésel, abastecen todo este importante sector mediante un circuito de distribución de 13,200 voltios que se extiende hasta Chepigana, un punto de gran importancia para las redes de comunicación a nivel local.  A diferencia de otros sitios donde generamos energía, este circuito posee un comportamiento de carga tipo industrial, es decir que su perfil de demanda incrementa en horas laborales diurnas casi de manera similar a como crece típicamente la carga en horas nocturnas (por el consumo mayoritariamente residencial).  

Generadores de 750 Kw, 550 kW, 480 kW y 910 kW brindan una alternativa operativa para ajustarse de manera óptima a los escenarios de carga que requieren los 1,394 clientes ubicados a orillas del océano Pacífico.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *